Juan Manuel Valdes: La Ciudad en deuda.

En la columna de hoy Juan Manuel Valdes nos presenta el informe de la UBA «La ciudad en deuda» que realizó el Centro de Estudios de la Ciudad de la Facultad de Ciencias Sociales con artículos de los investigadores Camila Barón, Agustín Mario e Inés Albergucci, comparte varios de los datos relevados y agrega datos sobre los procesos de urbanización de barrios populares.

Escucha su columna completa haciendo click en el enlace.

Muestra que desde el inicio de la gestión Macri, a la fecha, la Ciudad se encuentra más endeudada.

Cuando asumió Mauricio Macri la deuda con organismos internacionales en dólares era de 191 millones de dólares de ese momento, y hoy es de 302 millones de dólares, en 10 años de gestión.

Sumado a este dato, la desocupación promedio de la Ciudad de Buenos Aires muestra un patrón. Es la ciudad más rica y la más desigual, donde la zona en que uno nace puede determinar el futuro, no existe la movilidad ascendente. La desocupación en la zona norte es de un 7% y en la zona sur del 17%.

La tasa de desocupación afecta más a las mujeres que a los varones, con un 12%.

Otro factor son las condiciones habitacionales, que por ejemplo en la Comuna 1 incluye los mayores niveles de viviendas desocupadas y al mismo tiempo las condiciones de hacinamiento, con un 22,4% de los hogares tienen condiciones de hacinamiento.

La mortalidad infantil, que son otro indicador para medir las condiciones de vida, nos dice que en la Comuna 4 (Barracas, La Boca y Parque Patricios) y en la Comuna 8 ( Lugano y Soldati) tienen una mortalidad del 10,4×1000 y 10,3×1000. Mientras que en las comunas del norte de la ciudad están alrededor del 6%.

Estas problemáticas de desigualdad que tiene la ciudad, la gestión Macri-Larreta las han profundizado.

Una crítica que pudieran hacer desde el gobierno a estos datos es que: han urbanizado las villas, siendo esa una deuda de la democracia, y sin lugar a dudas la gestión que están haciendo algunos sectores del gobierno en la urbanización tienen un eco importante, pero si escuchamos lo que sucedió con los relevamientos de los barrios populares que se realizó el año pasado, en convenio con la nación el tema puede cambiar. Se relevaron más  de 4100 asentamientos en toda la Argentina, para ponerle un número a la exclusión urbana. De ese informe se extrae la problemática que tienen, generalmente sin agua potable ni cloacas, con problemas ambientales como el plomo en sangre.

Sin embargo, solo se han desarrollado planes de urbanización para 5 de esos 4100 barrios. Porque son los cinco que la gobernadora María Eugenia Vidal considera que le permiten ganar la próxima elección de 2019.