El Gobierno descarta un pase sanitario laboral

La ministra de Salud, Carla Vizzotti, negó que haya tenido un pedido de los empresarios para implementar un pase sanitario laboral, debido a la cantidad de ausentismo por los casos de covid-19.

“En esta ola, tenemos que pensar cosas diferentes a las anteriores, y eso incluye el tiempo de aislamiento en las personas vacunadas. Decir que el Gobierno va a lanzar un pase sanitario laboral porque se lo pidieron los empresarios es falso”, sintetizó la líder de la cartera sanitaria en diálogo con Radio 10.

La desmentida por parte de Vizzotti se da cuando el titular de Syngenta, Antonio Aracre, señaló este viernes que se estudia como posibilidad la exigencia de esquemas de vacunación completa para ingresar a las líneas de producción de las empresas.

Por otra parte, en cuanto a la cepa Ómicron, definió: “Esta variante nos genera la expectativa de que, si aparece otra, estemos camino a una endemia”.

La postura de Carla Vizzotti va en línea con las declaraciones que brindó Sandra Tirado, la secretaria de Acceso a la Salud, planteando que “la pandemia cambió” y que, como consecuencia, deben cambiar “las indicaciones”.

“Es un desafío comunicar estos cambios, porque son muy dinámicos. Antes estábamos estimulando el testeo y ahora pedimos que con el aislamiento es suficiente”, manifestó Carla Vizzotti.

En cuanto a los casos y el futuro, atado a la cercanía de la vuelta a las clases, definió: “Tenemos la expectativa de tener un panorama más claro en febrero en cuanto a los casos y el avance de la vacunación. Apuntamos a poder tener una educación presencial cuidada”.

Fernán Quirós, ministro de Salud porteño, también hizo mención al tema restricciones en una nota con Clarín: “En Buenos Aires los aforos son espontáneos porque la gente viaja a los lugares turísticos. Será un debate para febrero o marzo. Hoy no lo vemos necesario por el grado de vacunación y por la separación de los casos positivos respecto de los graves”.

Una postura similar esgrimió hoy su par provincial, Nicolás Kreplak, quien le dijo a Infobae que Argentina tiene “una tendencia de crecimiento que más o menos puede durar una semana o dos más”.

A su vez, indicó: “Estamos intentando no hacer restricciones porque la proporción de vacunados es muy alta. Eso nos da una cobertura grande y no hay internaciones graves. La enorme mayoría de pacientes que terminan en terapia intensiva son personas no vacunadas”.

En cuanto a los auto test, volvió a ratificar su postura de no estar de acuerdo con el estímulo para que la población acceda a estas prácticas, sin embargo, aclaró que “en la provincia de Buenos Aires van a cambiar la normativa para que se puedan vender”.

Sobre las presencialidad escolar, planteó: “Si nosotros tenemos todas las actividades abiertas, las clases también. La discusión es cómo hacemos para vacunar a todos los chicos y las chicas. Ese es el grupo que menos porcentaje de vacunación tiene. Habitualmente con las vacunas, los niños y las niñas son los que están más vacunados”.

Y también lanzó críticas a sectores clave de la sanidad argentina: “Me parece que todavía se pagan las consecuencias de malas intervenciones del contexto del inicio de vacunación en chicos, errores cometidos por la Sociedad de Pediatría y una utilización política de esa discusión que lejos de llevarle claridad a los padres, les generó algunas confusiones que todavía hoy se pagan. Y eso es delicado porque en un aula muchos chicos y muchos de esos no están vacunados; ahí entra una discusión que se está dando y que creo que el lugar adecuado es el Congreso”.

Por último, expresó: “Qué se discuta si tiene que ser o no obligatoria la vacuna, una especie de pase sanitario en la escuela que en definitiva sería la vacunación obligatoria. Pero es una discusión que no es solamente sanitaria, porque desde el punto de vista de salud no tenemos ninguna duda que hay que vacunar a todo el mundo, pero respecto de obligar o no obligar ya son discusiones que superan a las autoridades sanitarias. Serían las discusiones de contexto que faltan para ver qué pasa con el inicio escolar, pero sin dudas que las clases van a estar”.