Criticame esta

Por Julián “Chula” Ruiz.


¿Qué les pasa a esos que se ponen en críticos

de todos los que hacen cosas?

Cada vez que alguien intento hacer algo que le gusta,

hubo gente que lo criticó. Muchas veces con el deseo

de ayudar, y otras, solo para humillar.

Aveces no se entiende si es el trabajo, el estilo

o el autor lo que molesta, pero siempre hay dos

constantes: la saña y la humillación.

Insultos, agravios, descalificaciones por todos lados

solo por qué es gratis. Personas sin edades que se ríen

de otras que se animaron a crear y a expresarse.

Todo esto pasa con personajes que tal vez uno ni co-

noce en la vida real, pero están ahí, con el supuesto

derecho otorgado por ellos que les permite humillar

a quiénes creen deben ser humillados.

Es dolorosa la cuestión cuando toda la bajeza viene

de alguien ajeno a nuestros sentimientos, pero más

doloroso se pone la cosa si esa burla llega de alguien

querido.

A muchos nos pasó de querer innovar en algo nuevo

para nosotros mismos haciéndose raro para los que

nos rodean, porqué no están acostumbrados a vernos

en la posición de artistas. Y es ahí cuando empiezan

las negativas a nuestra nueva pasión por descubrir:

-“¿Vos?”.

-“Dejate de joder”.

-“Ponete a laburar”.

Son algunas de las frases que nos tocó escuchar muchas

veces cuando intentamos algo.

No estoy queriendo impedir y prohibir las críticas, eso

sería ser necio y arrogante, solo es criticar a quienes

critican solo por necesidad de demostrarse mejores.

¿Qué hacer con ellos? Nada. Dejarlos que mueran

envenenados con su propio veneno.

¿Qué hacer con lo que a uno le gusta? Intentar.

Solo se equivoca el que hace y cumple sus sueños

quién intenta.