Cristina Kirchner sobre la causa de espionaje: Papá Noel vive en Comodoro Py

La vicepresidenta de la Nación, Cristina Fernández de Kirchner, volvió a cuestionar a la Justicia por el giro en la causa de espionaje ilegal, en donde la Cámara Federal porteña revocó el procesamiento por el delito de asociación ilícita a los ex titulares de la Agencia Federal de Inteligencia (AFI) Gustavo Arribas y Silvia Majdalani, en el marco de la investigación en donde se ve como presunto involucrado el gobierno de Cambiemos. Además, ayer la Cámara de Casación envió la causa de Dolores a los juzgados porteños-

“Finalmente se supo: Papá Noel vive en Comodoro Py”, escribió hoy la ex jefa de Estado, en línea con el hilo de tweets que publicó el pasado miércoles para cuestionar la decisión de la Cámara Federal de Casación Penal, que le quitó la causa al Juzgado Federal de Dolores.

“¡Llegó Papá Noél!”, había afirmado ayer la vicepresidenta desde su cuenta de Twitter con tono irónico. “La Cámara Federal de Comodoro Py que durante 4 años, con Bruglia -el camarista puesto a dedo por Macri- como personaje estelar, decía que yo era la jefa de ¡4 asociaciones ilícitas! -disparate jurídico-, ¡y que, además, en una de ellas estaban incluso mis hijos!”, advirtió y apuntó contra el fallo firmado por los camaristas Mariano Llorens y Pablo Bertuzzi.

Los argumentos que tuvieron los camaristas Bertuzzi y Llorens -flamante presidente de la Cámara Federal- destrozaron la hipótesis acusatoria, que se había sustentando en la existencia de una organización que se encargaba de realizar seguimientos y acciones ilegales contra personajes del mundo político.

De esta forma, quedaron tanto Gustavo Arribas como Silvia Majdalani y Emiliano Blanco en un limbo judicial que los deja fuera de la construcción e imputación de asociación ilícita y de haber formado parte de maniobras ilegales impulsadas por el propio Estado nacional.