Capitalismo de “amigos” en Necochea

Por Centro de Estudios Políticos y Sociales SUR. Arq. Néstor Jorge Freitas y Arq. Ricardo Luzarreta.

Ahora van por el casino

(Recordemos al Barrio Médanos y su aporte a la comunidad…) 

Contemplando el nuevo y reciente incendio “accidental” del edificio del Casino de Necochea, sector del Auditórium, y casi en espejo con la venta de tierras a precio vil impulsada por el gobierno de Cambiemos en CABA, vamos a reiterar algunas reflexiones que años anteriores ya señalábamos.

Decía el actual Intendente de Necochea Dr. Arturo Rojas (también de Cambiemos): “desde el traspaso del edificio de la órbita provincial hacia el estado municipal, esto que fue un emblema de Necochea inicio un tobogán en bajada”   

El nueve de febrero de 1973, más de seis mil personas asistían a la inauguración del Complejo Casino de Necochea, la monumental obra incluía la gran sala de juegos con confitería y bares internos., otra gran confitería con juegos de salón para todas las edades y tres canchas de bowling., pista de patinaje, galería comercial, restaurante., gran piscina., baños saunes., boîte., cine teatro con capacidad de 600 personas, playa de estacionamiento de grandes dimensiones.  Un conjunto armonioso, iluminado y parqueado, con el entorno del océano atlántico por un lado y el gran parque Miguel Lillo por el otro. Todo perfectamente construido, con mobiliario completo y en funcionamiento. (Se recuerda lo anterior porque después de tanto tiempo y continuos recortes de las instalaciones iniciales se hace difícil completar la imagen inicial.)

La admiración, el asombro y el orgullo de poseer algo   bello en su ciudad se veía en el rostro de los Necochenses asistentes. Esta gran obra, ERA DE TODA LA COMUNIDAD, tanto del más humilde como del más adinerado, todos podían visitarlo, tocarlo cuanto y cuando quisieran TODOS LO PODIAN APROVECHAR ERA DE DOMINIO PUBLICO.

Y esta última consideración es el motivo para afirmar la necesidad nuevamente — la necesidad de advertir — las dobles intenciones de grupos, vinculados al sector inmobiliario, de la construcción o de ineficaces funcionarios municipales que ven en la venta de tierras frente al mar la salvación de nuestra ciudad y de su gestión.

Posteriormente del traspaso del edificio a la órbita municipal, en 1979/80, este regalo obtenido para Necochea, PARA UTILIDAD DE TODO EL PAÌS, “que algunos consideran que la provincia se sacó de encima un problema” comenzó un largo proceso.

 El sostenimiento de la edificación, de singular construcción, por lo cual el mantenimiento edilicio ameritaba una especial atención, ya que requería de un cuidado especial al usar en cantidad, materiales que eran más fáciles de deteriorar por el clima marino.

Estos acontecimientos se magnificaron finalmente por boca de astutos predicadores privatistas que mostraron un escenario de caos, destrucción y colapso.

Algunas eran previsibles., la estructura sostén de hierro a metros del mar, requiere un mantenimiento sostenido., así como también la carpintería de aluminio con un recubrimiento de un espesor que también iba a deteriorarse.

Y vino el primer incendio. Se demolieron cerca de 2000 m2 de la construcción,

Ya en marzo de 1995., solo 22 años después, se había clausurado en un porcentaje importante, las instalaciones del complejo.

Parte de la población se preocupó y   la oposición de diversas instituciones de Necochea y recurso judicial mediante se impidió la clausura total del Complejo.

Los medios de difusión local y regional casi en su mayoría, vinculados a intereses particulares y negocios inmobiliarios, le decían a la población:

Se cae, se derrumba ¡¡¡¡, como dice tango y “el malevaje extraño, lo mira sin comprender …”

Pero no fue así para todos, algunos muy interesados más en sus bolsillos que en la comunidad lo comprendían muy bien

La tarea era: Al complejo Casino, había que dejarlo sin mantener, sin luces, sin custodia, sin ideas productivas para activar las concesiones, que necesariamente se fueron retirando. Casi dejando una caja de fósforos Ranchera en las puertas abiertas y sin custodia adecuada del complejo.

La orgullosa edificación, ya estaba herida.

La idea que fuera así estaba sustentada por la falta de las propuestas superadoras, sustentables y de crecimiento y progreso para Necochea. — sin afectar de los bienes de la comunidad.

Desde la política tradicional, algunos funcionarios actuales tienen antecedentes, de su actuación para quitar de la órbita municipal al Complejo.

Uno de los pasos fue:

El proyecto presentado al HCD por el bloque del Partido Fe, liderado en ese momento como presidente de la bancada por el Dr.  Arturo Rojas, presentando la propuesta de su compañero Dr. Aued,

La constitución de un organismo de gestión, el EMPAR, tendiente no a preservar al Complejo, sino privatizar el Parque Miguel Lillo, año 2014.

 Las sucesivas convocatorias a la población impidieron que tal proyecto se concretara.

La tarea de falta de iniciativa y dejar todo como esta continuo.

Y es así que finalmente el viernes pasado aconteció, tal vez por algo ya esperado, se produjo el casi total incendio del Auditórium Del Casino de Necochea. 

Este último siniestro, previsible, motiva que ahora sí, — ¡mire Ud. Amigo vecino — Rápidamente aparezcan las soluciones y/o propuestas. O sea que en una semana ocurren varios hechos que en el tiempo no se podrían realizar, salvo que estuviese preparado previamente. O sea, el suceso estaba previsto. 

Pensemos que una guardia de cuidado del edificio por dos personas, a un cálculo medio de $ 50.000 por mes, implican un costo de $ 100.000, que al año acumularían $ 1.200.000 que hubieran impedido lo que ocurrió, un desastre económico, cultural y social mucho mayor.

 Veamos las nuevas propuestas, anunciadas por el Sr. Intendente Municipal Dr. Arturo Rojas.

 “era un edificio que la comuna nunca pudo hacerse cargo, por falta de recursos”,

Sigue Rojas… “Y si se dejase a nuevo, finalmente el municipio no podría hacerse cargo y pasaría lo que paso”. –

¿Pero cómo? — nadie dijo esto en las campañas políticas o en sus plataformas — y sobre todo el último en obtener la comuna–. si esto ya se estimaba, se podría haber transparentado y resolver o indicar una propuesta al efecto y del tenor anunciado.

Resulta que nos enteramos este viernes que el casino era en realidad un puñado de arena húmeda tal vez, que se acaba de escurrir. Y que nunca a nadie se le ocurrió o se le iría ocurrir, repararlo o mantenerlo. 

Bueno bien, — dejamos todo así, nadie fue, ¿qué hacemos?  –Esto resulto informado este último creo que lunes, sigue Rojas, vamos a conservar el auditorio veremos como lo arreglamos, (los seguros estaban al día, que previsores)  y se llamara a licitación para la VENTA DEL RESTO, se tratara que la unión de empresas sean de capitales locales., se adecuaran los parámetro urbanísticos, … y habrá que dejar espacios verdes., pero se dijo que no habrá condicionalidad de proyectos,  Se llamara a una convocatoria, licitación,  en un pliego de concurso de proyectos con VENTA DE INMUEBLE.   

¿¿¿VENTA???

 No entendemos, cual es el apuro ahora, en plena pandemia, además, si se convoca a la unión de todos los empresarios., para que llamamos a licitación con pliegos adecuados., si estamos todos unidos (una especie de UTE) …  o no habrá licitación alguna ¿???

 (Esto me suena de otro lado, lo hemos leído   en el 2014), no., …en el EMPAR tal vez —- Adjudiquen y listo, – ahaaaaa, se menciona un posible precio del lote, recuerden son 35.000 m2, se habló de una cifra entre 4 o 5 millones de dólares … 

O sea que el valor estimado sobre tablas sería de unos 150 dólares el metro cuadrado.

Un lote de 10 x 30 en Av. 10 y 117 se está vendiendo en 30.000 usa. Más o menos 100 dólares el m2.

O sea que el lote Casino vale, solamente un 30 % más QUE EL QUE USTED VA A PAGAR EN EL FIN DE LA AVENIDA 10 PAVIMENTADA.

FRENTE Al MAR A PASOS DE LA PEATONAL Y CASI EN EL PARQUE., BARATO DIJIMOS…ESTAMOS EN OFERTA

En los próximos días se tendrá el pliego y el llamado a licitación, una advertencia del Sr. Intendente: “si esto no resulta, olvídense del casino”. Forma elegante de apresurar una venta escandalosa a ocultar.

Un coro de aullidos y vítores de los conocidos predicadores privatistas de siempre, acompaño, incluso estas últimas, palabras.

Por FIN LA VENTA. 

Es posible que la única posibilidad de recuperar el edificio del complejo Casino sea vender a precio vil sus tierras sin más? 

¿¿¿No se puede llamar a una Concesión por 20 o 30 años de las mencionadas tierras para que haya inversores que recuperen sus dineros y tengan una ganancia lógica por ello sin que tengamos que desprendernos definitivamente de dichas tierras???

¿¿¿Cuál es el apuro por cerrar esta operación inmobiliaria en solo 15 o 20 días sin debate y sin el estudio de otras alternativas??? 

¿¿¿No sería recomendable que antes de semejante operación se convoque a una audiencia pública en el HCD con presencia de vecinos y técnicos en la materia, a fin de estudiar la mejor alternativa posible para la Comunidad de Necochea???

La sociedad de Necochea y Quequén tienen la palabra …